THE SEPTEMBER ECO ISSUE: 10 tendencias ecofriendly y 10 que no lo son, para esta temporada

Septiembre es siempre un mes de nuevas tendencias, siempre hay ese día de ir a la playa y recordar comprar antes el September Issue, y devorarlo mientras desayunamos y nos preparamos para los últimos días tumbadas al sol. Este año hemos hecho lo mismo, pero hemos dividido las tendencias que vienen entre las ecofriendly y las que no lo son. Siempre decimos el famoso «todo vuelve», y con las novedades para este invierno verás que pasa lo mismo: hay muchas prendas que seguramente ya tienes en casa, así que antes de salir a gastar, dedícale un tiempo a tu armario (o al de tu madre):

LOS QUE NO. Tendencias Invierno 2018/2019 poco ecofriendly: ¡si puedes, evítalas!

  1. Neón: el neón llega para prendas de noche, vestidos de cocktail o de noche, en marcas como Moschino, Lanvin o Prada. Éstas prendas suelen ser chaquetas de piel, o vestidos o chalecos de poliéster o acrílicos, fibras sintéticas. (Recordemos que el poliéster es una fibra que proviene del petróleo).
  2. Mohair: aunque sea una fibra textil muy utilizada por su suavidad, cada vez son más las marcas que están apostando por dejar de trabajar con ella. Esta lana está hecha de pelo de cabra de Angora y para este invierno se combina con otros estampados y colores neón. Sin embargo, seguro que ya tenemos un casa un jersey de lana, así que es una prenda más que nos podemos ahorrar.
  3. Vestidos de cuero: el cuero está presente en muchas colecciones de este invierno. Tanto en vestidos cortos de cocktail, como en vestidos largos, le da el toque rock’n’roll a nuestro armario. El cuero es piel, así que simplemente, evita esta tendencia o apuesta por una prenda de piel vegana.
  4. Cremalleras: las cremalleras están presentes en muchas prendas, a la vista de todo el mundo! Si embargo, las cremalleras son una de las partes que más cuesta reciclar en las prendas, y que tienen una fase de post-consumo más larga. Así que os invitamos a desestimar este tipo de prendas y fijaros bien en los materiales de cremalleras y botones de vuestras prendas.
  5. Denim lavado: ¡cuidado con el denim! Primero, el denim no es algo que tengamos que comprar cada temporada, así que primero revisa tu armario. Por otro lado, en cuanto al denim, existen distintas formas de conseguir el efecto lavado, y es importante evitar el «sandblasting» una técnica a día de hoy prohibida en la UE, que consiste en aplicar arena a presión en los vaqueros para conseguir este efecto. Se hace de forma manual y sin protección y ha comportado la aparición de enfermedades como la silicosis en sus trabajadores.
  6. Lentejuelas: igual que las cremalleras, las lentejuelas suponen un problema para el reciclaje posterior, ademas suelen ponerse de forma manual lo que supone muchas veces que se convierta en una situación de malas condiciones laborales.
  7. Medias de color: cuidado con las medias, porque desde los años que puede tardar la licra en descomponerse, hasta el color de los tintes utilizados, son un fracaso para la sostenibilidad en la industria de la moda. Mejor utiliza medias de algodón siempre que puedas, y de las que sabes que te van a durar.
  8. Animal print: sabemos que puede ser sintético (aunque no nos convence) o de piel animal. Así que decimos no a esta tendencia aunque llega muy fuerte esta temporada. La zebra y el leopardo sobre todo serán los print principales, pero también hemos vivido bien sin ellos hasta ahora, y nunca no sentiríamos bien llevándolos encima.
  9. Papel de aluminio: ojo con esta tendencia, parece una broma, pero no lo es. Desde hace varias temporadas lleva presente en colecciones de diseñadores como Calvin Klein, Balmain o Maison Margiela. Hoy también es una declaración de principios contra el cambio climático, pero tenemos que ir con mucho cuidado con los materiales que se estén utilizando para crear este efecto, seguramente fibras artificiales o sintéticas.
  10. Ante: o te gusta o te da grima, sabemos que el ante es así. Pero lo que más grima nos da es que sea de piel animal, así que os invitamos a dar la espalda a las prendas de piel, y en cualquier caso buscar prendas de piel vegana.

Otras tendencias a las que decimos no: tye-dye, pañuelos de seda, plumíferos (depende de sus materiales).

LOS QUE SÍ. Tendencias Invierno 2018/2019 que ya tenemos en casa: ¡Apunta!

  1. Abrigo de flores: es muy probable que un gran abrigo estampado esté colgando en casa de tu abuela desde hace años. Es igual si es corto o largo, si son flores u otro estampado, pero antes de comprar un abrigo enorme de pelo, mira lo que ya tienes en el armario. Este toque 60s-70s será perfecto y mucho mejor que un abrigo nuevo.
  2. Mantas: Sí, como lo oyes. Las mantas se convierten en una prenda de ropa más. La podemos llevar como chal, como pañuelo/bufanda grande que caiga desde el cuello, o cayendo y atada con un cinturón en la cintura. Esta sí que nos parece una buena inversión, manta de sofá 2×1. (También lo puedes aplicar a las capas, ambas son propuestas que podrás llevar esta temporada).
  3. Gaucho: las prendas de lana, flecos y el gusto por lo bohemio, se quedan una temporada más. Recupera esos ponchos de lana y estampados gráficos estilo Art Déco: conseguirás el look perfecto.
  4. Tartán: este estampado a cuadros escoceses llega fuerte esta temporada. Esta es una de las prendas que, si quieres atreverte y te apetece algo nuevo, te recomendamos. Marcará mucha tendencia, y lo podrás encontrar en forma de blazers, faldas, vestidos, que podrás amortizar durante años.
  5. Vestidos de punto: ¡Por supuesto! Todo lo que sea ir cómoda además de vestir de forma sostenible, nos gusta, así que te recomendamos esta pieza como una prenda clave en tu armario esta temporada. Vestidos largos, de tirantes o manga larga, y de un solo color, y tejidos.
  6. Estilo College: nos parece ideal, porque seguramente todo lo que necesitas para ir a la moda en este estilo ya está en tu armario, solo tienes que rescatarlo. Desde una gorra, a unos mocasines, un jersey de lana trenzado y una falda corta o un pantalón a cuadros. ¡El límite lo pones tú!
  7. Traje falda midi: Chanel toma fuerza en este punto. Las faldas hasta la rodilla combinadas con su americana del mismo estampado, vuelven para reivindicar una épóca muy marcada por el cine y las casas de moda. Para ello, solo necesitamos hacernos con un conjunto de materiales sostenibles como el algodón, ¡tendremos muchas opciones!
  8. Retales: el patchwork de los setenta y la preocupación por el post-consumo y la generación de residuos hacen que ésta se convierta en una tendencia más para este invierno. Estampados muy distintos que pueden representar culturas, pasados y pensamientos.
  9. Flecos: quizás puede parecer un complemento extra, pero si tenemos una prenda que ya no vayamos a usar, podemos darle una nueva vida antes de reciclarla. Con un recorte al más puro estilo flapper, los podrás usar de cinturón o de collar por igual.
  10. Años 60: busca en el armario de tu familia, todo estará bien. Un truco para acertar al buscar entre prendas antiguas, es tener claro qué es lo que buscamos, dejarnos sorprender, y actualizarlo. Para este invierno, los 60s serán tu fecha de referencia. A partir de aqui, sea en flea markets o en el armario de tu abuela, todo estará bien. ¡Te deseamos suerte!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *