5 consejos para hacer de tu viaje una experiencia inolvidable y fuera de lo común

Por Mido Mori

En los últimos años, la forma en que viajamos ha cambiado tantísimo que rememorar mis primeros viajes me vuelve super nostálgica. Aquellos viajes que preparaba con tantos meses de antelación, leyendo todos los libros y guías que encontraba en la biblioteca, preguntando a la gente de mi alrededor si conocían a cualquiera que hubiese estado en ese destino elegido y escribiendo cientos de emails en foros y webs para obtener el máximo posible de información. Llegabas allí con alojamiento para la primera noche y luego ibas viendo in situ qué encontrabas que se ajustase a tu bolsillo. Lo primero que hacías nada más llegar era buscar la oficina de turismo, bombardéales a preguntas y conseguir tu mapa. Te perdías, descubrías sitios nuevos, preguntabas a los locales qué ver y dónde comer y, sobre todo, dabas muchas vueltas sin rumbo.

Ya no hago nada de eso. Ahora, la mayor parte del tiempo la dedico a buscar vuelos en oferta y muy poco a la planificación. Miro blogs, decido los destinos de mi ruta en función a los consejos de estos viajeros y sus fotos en Instagram y reservo alojamiento para todos los días a través de internet. Dejo muy poco a la improvisación y prácticamente no leo nada hasta montarme en el avión, es decir, no leo nada que no sean guías o blogs. Antes de llegar ya tengo claro las fotos que quiero hacer y desde que ángulo, y prácticamente no necesito preguntar nada a ningún local. ¿Qué si disfruto de mis viajes? Muchísimo, no hay nada que me guste más. ¿Qué si los disfruto más que antes? Es difícil contestar. Creo que tienes menos anécdotas y los recuerdos son más homogéneos en todos los viajes, pero estás más tranquilo. Lo que es seguro, es que profundizo muchísimo menos y eso no me gusta.

photo-1466583985723-b74122659346

El gran motivo de toda nuestra planificación es ahorrar costes. Cuanta más información tengas desde el principio y mejor organices tu tiempo, más barato te va a salir el viaje, pero este ahorro tiene un precio; falta de autenticidad y de experiencias personales únicas. Por eso, hoy os quería dar 5 consejos (para no alargarme demasiado) que harán que tus viajes vuelvan a tener magia y se conviertan en aventuras:

1. Lee libros que se desarrollen en tu destino. Novelas, biografías, etc. también mira películas. Todo esto te ayudará a crearte tus propias impresiones y enumerar tu propia lista de cosas que ver. Por ejemplo, cuando visité Nueva Orleans creé mi propia ruta de Anne Rice y sus crónicas vampíricas porque soy muy fan de ella. Seguramente el cementerio de Lafayette no hubiera sido tan emocionante sin estas lecturas previas, porque aquí era donde “vivía” Lestat el vampiro. O Sighisoara en Rumanía no hubiera sido tan impactante, sin haber leído Drácula de Bram Stoker previamente (Sí, tengo serios problemas con los vampiros).

2. Evita Instagram y google images. Tenemos tanta información visual al alcance, que conocemos nuestro destino antes de llegar. Lo peor de todo es, que la imagen que tenemos está formada por fotos perfectas, de ángulos imposibles y con retoque de profesionales. La realidad muchas veces defrauda. Una de mis mayores decepciones fue Zhangye, las montañas de colores en China. El sitio es sin duda precioso, pero las expectativas que se crean viendo las fotos de google images o Instagram son muy superiores a la realidad.

neworleans_07

3. Deja un día sin planificar. (como mínimo) Planificamos tan al milímetro que tenemos apuntado hasta la hora en que debemos coger el tren para visitar el próximo destino. Uno de los mejores momentos de mi viaje por Rumania fue en Brasov cuando descubrimos que nos habíamos “olvidado” del miércoles. No teníamos reserva de hotel porque ese día había desaparecido de la planificación. Fue uno de los mejores días del viaje. Tuvimos que improvisar preguntando a los locales y descubrimos cosas que no teníamos contempladas. ¡Atrévete e improvisa!

4. Coge un bus, elige un número y bájate al cabo de ese número de paradas. No sé qué pensaréis de este consejo, pero es que a mí me encanta ir en bus y descubrir otra cara de la ciudad. En mi viaje en China lo puse en práctica en Xiam. Cogimos el primer bus que paró y decidimos bajarnos en la parada 22 (sí, es mi número favorito). Bueno, pues llegamos al fin del mundo, a una especie de punto neurálgico donde confluían todas las carreteras de la ciudad… Un sitio bastante horrible en el que nos dedicamos a esperar 30 minutos a que viniese otro bus de vuelta. Pero no se me olvida mi foto esperando al bus en la posición del espera de los chinos (chinese resting position) y las risas que no echamos.

5. Visita destinos veraniegos en invierno. Los destinos de veraneo se vuelven mágicos en invierno. Es algo, sin duda, difícil de poner en práctica, porque visitar una costa maravillosa y no poder bañarte puede ser frustrante, pero es 100% recomendable. Puedes disfrutar sin masificaciones, a precios muchos más económicos y conocer, realmente, la cultura de ese destino. Nunca se me olvidará nuestra visita en diciembre al lago de Annecy. Totalmente mágico bajo la bruma y el silencio invernal.

One thought on “5 consejos para hacer de tu viaje una experiencia inolvidable y fuera de lo común

  1. Laura Martinez

    Los viajes para mi son una forma de vivir, tengo ya 6 años viajando de un país a otro, conociendo variedad de culturas, comidas, tradiciones y lo mejor de todo la gente de cada país!!! el ver tanta variedad, humildad, formas de ser y de tratar te hacen ver y sentir tal pequeñito en un mundo tan amplio. En uno de mis Viajes a Vietnam fue donde mas aprendí pues sinceramente no me lo esperaba

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *